El lider del futuro. ¿Otra lista más?…

Me ha llegado un mail de los muchos que me llegan hablando sobre liderazgo. Este era un mail más promocional que informativo. Cierta empresa dice haber descubierto el método perfecto para desarrollar las habilidades de liderazgo de los directivos de otra empresa. Dicen estar haciendo una prueba de su metodología, e invitan a aquellas empresas que crean en el desarrollo y formación de sus directivos a contestar un formulario.

Hasta aquí lo habitual en estos casos. Más adelante hacen mención a lo que ellos consideran cuales deberían ser las habilidades de los futuros líderes. Y es en esta última parte cuando algo me llamó la atención.

No hablan de conceptos abstractos. Dentro de la “moda” del liderazgo que estamos viviendo, estoy aburrido de leer listas que solo me hablan de conceptos abstractos como credibilidad, esperanza, pasión, humildad, simplicidad, cercanía, confianza, cooperación, complementariedad o comunicación, por poner algunos. No son soluciones concretas, sino aspiraciones de valores o habilidades que todos deseamos tener.

De cinco habilidades que proponen, dos están directamente relacionadas con la capacidad de comunicación. Esto es interesante, no solo porque sea el 40% de su propuesta sino porque no me hablan de mejorar mi capacidad de escucha o empatía (también aspiraciones). Se refieren a aspectos concretos del día a día.

Las otras tres no suelen aparecen en las listas. Al menos en los primeros puestos.

Y por último, todas están enfocadas a la persona en sí, no al puesto, o al hecho de ser un directivo.

Aquí os dejo la lista para que opinéis:

Prioriza tu trabajo

Un buen profesional tiene que saber establecer prioridades y desarrollar las habilidades necesarias para saber distinguir lo que es prioritario o no en su trabajo de cada día.

Gestiona tu mail y tu comunicación de manera eficiente

Todo el mundo tendría que tener un sistema para gestionar su bandeja de entrada de manera eficiente. Que no interrumpa el tiempo de hacer y crear. Saber comunicarse con los demás de manera clara y constructiva.

Realiza reuniones efectivas.

Todo el mundo tiene que saber prepararse para una reunión antes de la misma. El que organiza la reunión tiene que saber como facilitar esa preparación previa. Parte de facilitar esa preparación previa es saber como evitar o acortar una reunión.

Comunicarse con claridad

El respeto es importante, pero no sirve de nada si nos dedicamos a priorizar las malas noticias. Todo es importante. La comunicación es mucho más que escucha activa o empatía.

Equilibrio entre la vida personal y profesional

La vida personal no puede interrumpir la profesional y viceversa. Es la misma vida. Tan importante es saber gestionar tu tiempo personal como el profesional. La eficiencia en el trabajo empieza durmiendo bien.

Ciertamente el enfoque es diferente al habitual. Echo de menos un mayor desarrollo de cada concepto. Entiendo que forma parte de su estrategia promocional. Pese a todo me gusta.

 

 

Alfonso Pérez Azcárate / www.apazcarate.com / info@apazcarate.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.